Ahora el Atlético de Madrid

​Simeone mantiene la incógnita de si en el partido de esta noche podrá contar con Diego Costa.
|




El Atlético de Madrid compite desde este jueves contra el Arsenal en unas semifinales de la Liga Europa a presión, que desafían su ambición del título, con la exigente primera parada en Londres, donde el equipo rojiblanco aguarda a Diego Costa, duda para el primer asalto por la final.


Baja los últimos tres choques y aún sin el alta de la lesión en la musculatura isquiotibial de la pierna izquierda sufrida hace dos semanas, el delantero internacional español apura las últimas horas para el partido y sus opciones de jugarlo dentro de los 20 convocados por el argentino Diego Simeone para el encuentro.



El pasado sábado, mientras el futbolista proseguía con su puesta a punto al margen, con diversos ejercicios con balón, el técnico ya casi lo descartó para el duelo en el estadio Emirates. "Pienso que tiene pocas opciones de jugar el jueves", expuso. Cuatro días después, ha viajado a Londres con el equipo, pero aún es duda.



No sólo para el once, sino también para la convocatoria final de 18 jugadores para un partido transcendente, en el que hay en juego más de media eliminatoria por los condicionantes que provoca el resultado del duelo de ida, más con un rival de la entidad del equipo inglés y en un pulso entre ambos que se presupone ajustado.



Con la Liga ya imposible desde hace semanas, aunque sin descuidar la segunda posición en el campeonato que ha mantenido durante las últimas 19 jornadas, la Liga Europa centra las pretensiones del Atlético, el favorito al título desde que entró en juego en febrero, pero ahora con ciertos matices y dudas por sus últimos marcadores.



Hasta la derrota del pasado 4 de marzo frente al Barcelona (1-0), cuando aún discutía la cima al equipo azulgrana, la firmeza y la fiabilidad del Atlético era indiscutible, tanto en casa como fuera, subido en una racha entonces de ocho victorias y con sólo cuatro partidos perdidos en todo el curso, ya con 40 choques disputados.



Desde aquel duelo en el Camp Nou, entre una plantilla corta, el cansancio y algún partido por debajo de las expectativas, ha sufrido cuatro derrotas más en doce encuentros. Y las cuatro como visitante. De sus seis últimos choques lejos del Wanda Metropolitano, el Atlético ganó uno (1-5 al Lokomotiv), empató 1-1 con el Real Madrid y perdió en Barcelona, Villarreal, Lisboa y San Sebastián.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.