La escena eliminada que explica uno de los hechos más celebrados de 'Juego de Tronos

​El último capítulo de la séptima temporada de Juego de Tronos ha dado algunas de las escenas más impactantes de la serie hasta el momento, incluida una muerte muy inesperada: la del intrigante Meñique.
|



El último capítulo de la séptima temporada de Juego de Tronos ha dado algunas de las escenas más impactantes de la serie hasta el momento, incluida una muerte muy inesperada: la del intrigante Meñique. 


Y es que el giro del juicio en el que se suponía que Arya sería la juzgada y que acabó con la condena y ejecución de Meñique no tenía explicación, más cuando todas las tramas anteriores mostraban a Sansa y a su hermana más enfrentadas que nunca.


Ahora, el actor que interpreta a Bran Stark, Isaac Hempstead-Wright, ha contado a la revista Variety que había una escena que fue eliminada del metraje final que explicaba ese sorprendente cambio de tercio. 


En esa toma Sansa acudía a hablar con Bran y sabiendo que su hermano puede verlo todo, le preguntaba por las verdaderas intenciones de Arya. 


"De repente se le ocurrió a Sansa que ella tenía un departamento de circuito cerrado de televisión y vigilancia enorme a su discreción y que podría ser una buena idea para consultar con él primero antes de destripar a su propia hermana. Así que va a Bran y él le dice todo lo que necesita saber y ella acaba como 'oh, mierda'", explica el actor.



Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.