El Real Madrid salió del Coliseum Alfonso Pérez con tres puntos más gracias al gol salvador de Cristiano Ronaldo

Gran partido entre el ATC Madrid y el FC Barcelona en el estadio Wanda Metropolitano.
|



Cuatro partidos de La Liga después, Cristiano Ronaldo se ha soltado las cadenas que lo reprimían. Se ha liberado de la presión que sentía, de la ansiedad producto de la sequía que alargaba en Liga desde la pasada temporada. 


La responsabilidad del ‘7’ es tal que ni su acierto en Champions League – cuatro dianas en 180 minutos – compensaba la falta de gol que acumulaba en el campeonato doméstico. Contra el Getafe logró quitarse la espinita que tenía al marcar el tanto que dio la victoria al Real Madrid en el Coliseum Alfonso Pérez.



Ni contra el Real Betis ni contra el RCD Espanyol en el Santiago Bernabéu pudo ver portería rival. Tampoco contra el Deportivo Alavés en Mendizorroza. Ha tenido que ser en el cuarto intento cuando el portugués se dio cita con el gol. Y no ha sido nada fácil pues, entre disparos a portería y fuera de ella, ha necesitado un total de 23 remates para cantar la ansiada diana que atormentaba su cabeza.



Su mayor producción ofensiva se produjo contra el Real Betis, un partido en el que Cristiano Ronaldo no tuvo la puntería bien definida. Remató en dos ocasiones al marco defendido por Adán mientras que chutó hasta en cinco ocasiones fuera de palos. Más cerca del gol estuvo contra el Alavés, contra el que estrelló dos balones contra la madera. En Getafe llegó, por fin, el grito que tanto necesitaba compartir.



Cristiano, así, empieza un nuevo camino en el que esperar cantar muchos más goles. La sanción en Supercopa de España por el empujón al árbitro así como la personal pretemporada que realizó tras incorporarse más tarde al grupo por participar en la Copa Confederaciones han impedido ver la mejor versión del luso, con un menor ritmo de competición que el resto de sus compañeros.


Por otra parte, gran partido entre el ATC Madrid y el FC Barcelona. El centrocampista del Atlético Madrid Saúl Ñíguez lamentó el tanto encajado por su equipo a falta de nueve minutos para el final que evitó el triunfo ante el Barcelona en el estadio Wanda Metropolitano. "Ha sido una pena porque en casa necesitamos los tres puntos", dijo Saúl.


El centrocampista rojiblanco, no obstante, subrayó el valor del punto obtenido ante un adversario del potencial del Barcelona. "El Barcelona es así. Es un gran equipo que crea muchas ocasiones y puede que alguna te meta. Confías en eso en que no llegue el gol. En un pequeño error te meten el gol y así ha sido", lamentó.


Saúl reconoció que el plan del equipo rojiblanco era "aguantar y buscar la ocasión al contraataque". "El plan era aguantar y salir a la contra. También presionar arriba porque a ellos les costaba bascular, Se nos dio bien en la primera parte pero peor en la segunda", dijo Saúl, autor del gol del Atlético Madrid.


"Tenía ganas de marcar, Llevaba partidos con ocasiones claras y que pudieron dar puntos al equipo y me sentía un poco en deuda", dijo. "El punto es lo que hay. Tenemos un partido de Liga de Campeones ahora y tenemos que levantar la cabeza y trabajar", concluyó Saúl.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.